¿Qué es un planograma? Beneficios y tipos

Los planogramas son un elemento imprescindible a la hora de planificar la distribución y la interacción con el cliente en cualquier tienda física. Sin embargo, ¿sabemos qué son exactamente?

¿Qué es un planograma?

Un planograma es la representación gráfica de la forma en la que se van a colocar y distribuir una serie de productos en un área determinada de la tienda, ya sea en una góndola, estantería, expositor, etc.

De esta forma, el cliente no solo sabrá cómo se va a distribuir físicamente la tienda, sino también cómo se van a colocar los productos en cada una de las diferentes áreas.

Ventajas de usar un planograma en retail

Los planogramas son una herramienta muy útil para el trade marketing, ya que aportan múltiples beneficios. Permiten realizar de forma rápida diferentes versiones de estructuración de los productos en los espacios de venta. Gracias a ello se puede planificar el aspecto visual de las estanterías y góndolas, así como tener una mejor previsión del stock y del material técnico que se necesitará.

Maximizar el espacio

El uso de planogramas permite una mejor planificación del espacio optimizando las diferentes áreas de nuestra tienda. Además, nos permite organizar mejor el reparto de productos y tener un mayor control de cómo será la presentación de cada uno de ellos en nuestra tienda antes de invertir recursos en hacer estos cambios de forma física.

Además, el planograma se puede convertir en una herramienta de negociación con las diferentes marcas y proveedores. Es decir, el espacio y lugar de colocación de los productos se transforman en elementos de gran valor para las marcas, por lo que permiten a los gestores de los establecimientos alcanzar acuerdos especiales y ventajosos para la tienda o distribuidor. Asimismo, permite cederles un espacio en una determinada área, crear un sentimiento de propiedad y ofrecerles mayor visibilidad, lo que sin duda resulta atractivo para los fabricantes.

Aumentar las ventas

Un mayor control y organización se traduce en mejores ventas, además del ahorro que supone una mejor gestión del stock.

Este control sobre la ubicación y forma de visualizar los productos en el retail, acompañado del Business Intelligence, nos permite realizar ciertos análisis que determinen qué posiciones o ubicaciones pueden potenciar las ventas de un determinado producto.

Esta información no solamente es útil para impulsar las ventas de ese producto en concreto, sino que también nos permite crear estrategias de cross-selling que nos ayuden a generar mayores ganancias para nuestro negocio.

Tipos de planograma

Existen diferentes tipos de planogramas en base a la forma en la que se visualizan los productos en él:

Textuales

Se trata del planograma más sencillo de hacer, pero también del menos intuitivo y con el que resulta más complicado y lento trabajar. Consiste en un documento con casillas en las que se indica con su nombre el producto que irá en cada espacio.

Pictóricos

Se trata de un planograma más complejo que no solamente detalla la ubicación de los productos, sino también la manera en la que van a ser expuestos.

Tridimensionales

Se trata del planograma más completo que permite visualizar no solamente la ubicación y disposición de los productos, sino también la cantidad de los mismos y la cartelería que los acompañará. Estos planogramas, al estar en 3D, se crean para abarcar la disposición de todo un departamento, permitiendo crear una imagen muy cercana a la disposición final de ese apartado de la tienda.

¿Cómo hacer un planograma?

Normalmente para la creación de un planograma se suele recurrir a software creado específicamente para ello, aunque también es posible crearlos con programas de diseño gráfico.

¿Qué debemos tener en cuenta al hacer un planograma?

Organización

La organización de los productos para que sean fácilmente localizables por parte de los consumidores es clave, para ello debemos agrupar los productos por categorías que sean intuitivas y reconocibles.

Altura

La altura a la que vamos a situar nuestros productos es determinante a la hora de favorecer su visibilidad. Los productos que están a la altura del ojo van a ser los primeros que vean los consumidores, mientras que los productos en las zonas inferiores pueden llamar la atención de los niños.

Cross-selling

una correcta disposición de los productos nos puede ayudar a generar más ventas favoreciendo la venta cruzada o complementaria.

Conclusiones: una herramienta imprescindible para una mejor gestión

El uso de planogramas para la planificación de nuestros espacios reporta numerosos beneficios que no deben ser despreciados por los retailers. No solamente nos ayudará a maximizar nuestros espacios y generar mejores ventas, sino que puede ser un elemento de apoyo de gran utilidad para los especialistas en trade marketing y visual merchandising.

¿Quieres conocer más?

Suscríbete a nuestra Newsletter

Ir arriba